Archivo mensual: junio 2019

“Turistas del Dharma” de Albert Franquesa: El lado oscuro del viaje.

Aunque ya os recomendamos este título en nuestra reciente entrada sobre sugerencias para el día de Sant Jordi, hemos querido realizar una reseña más amplia del libro por lo mucho que nos ha gustado.

Publicado por la editorial Hermenaute,  como ya os dijimos en la mencionada entrada “Turistas del Dharma” es un compendio de relatos en el que  Albert Franquesa (ya habíamos hablado de él a raíz de la edición de su primera novela “Barcelona Minority World”) vuelve a incidir en lo que parece una de sus obsesiones y grandes señas como autor: el turismo entendido como síntoma casi patológico de una sociedad inmadura e invasiva, obsesionada por la ostentación y la apariencia, y en permanente huída hacia adelante.

Sin embargo, si en “Barcelona Minority World” la perspectiva era la de unos personajes que se encontraban en una ciudad (obviamente, Barcelona) que recibía la invasión de oleadas de turistas en un futuro próximo en el que la metrópoli se ha convertido en una suerte de parque temático, y cómo afectaba esta situación a su vida cotidiana, en esta ocasión Franquesa se basa en viajes realizados por él mismo a distintos puntos del globo (países como Senegal, India, China o México) para fabular sobre individuos inmersos en toda clase de cuitas personales relacionadas con el trabajo, la vida sentimental o incluso las dudas existenciales, que se encuentran en un lugar distinto del que sería para ellos natural. Se generan así situaciones singulares que el autor pone en interesante perspectiva a partir del contexto en el que se mueven los protagonistas. En este sentido, Franquesa prefiere (con buen criterio) que sus personajes se sitúen en lo que podríamos llamar marcos exóticos, alejados de geografías occidentales (la relativa excepción sería el relato que acontece en la más o menos cercana Tenerife), donde sin duda salen a relucir con mayor fuerza sus contradicciones.

Y con todo, “Turistas del Dharma” no deja de ser un estupendo libro de viajes. El autor deslumbra a la hora de describir de forma medidamente exuberante, sensaciones, texturas, ambientes, paisajes… De tal manera que el lector tiene realmente la sensación de acabar conociendo de una forma veraz el espíritu esencial de esos lugares en los que se mueven de forma a menudo vacilante los personajes que protagonizan las diferentes historias. Es especialmente remarcable la manera en que Franquesa escribe en relación a todo lo que tiene que ver con la gastronomía de los distintos países (“Turistas del Dharma” es también, en este sentido, un muy buen libro culinario).

Una imagen del autor.

Como ya hiciera en “Barcelona Minority World”, Albert Franquesa se acerca en algunos cuentos a la literatura de anticipación, lidia en otros con el género fantástico, y se mantiene en varios relatos más anclado al realismo, pero siempre dando una visión crítica sobre aquello que describe, conservando como hilo común una idea del viaje como algo que nos puede arrastrar a la oscuridad (oscuridad entendida a la “Conradiana” manera), pero que también tiene un punto de autodescubrimento y de epifanía ante una realidad que nos era opaca vista desde la entumecedora y aséptica existencia vivida desde el sofá de nuestras tranquilas salas de estar.

Un libro imprescindible.

Ricard.

Para poder adquirir esta obra, aquí tenéis el enlace a la editorial Hermenaute: Ed Hermenaute

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Literatura y Cómic